Existen algunos sectores industriales en donde las maniobras de carga y descarga son fundamentales, razón por la que deben contar con grúas que se adecuen a sus necesidades y ritmo de trabajo. Para elegir una grúa deben considerarse: el espacio donde va a maniobrar, la estructura que la compone, sus rangos de alcance, así como los accesorios con los que cuenta, por ejemplo: controles a distancia, válvula de contrapeso o limitador de carga.

Las grúas que se utilizan en maniobras de carga y descarga, suelen ser:

Grúa pórtico: compuestas por dos o cuatro patas que generalmente pueden desplazarse sobre unos rieles horizontales colocados en el suelo. Su función es elevar la carga mediante un montacargas colocado sobre una viga. Es ideal para descargas ligeras y rápidas al aire libre.   

Grúa de brazo nivelado: gracias a su brazo puede hacer maniobras de movimientos ascendentes y descendentes, hacia dentro y hacia afuera. Esto a través de un gancho de suspensión que se mantiene a una altura fija. Su uso es frecuente en astilleros y para descargar barcos.

Grúa apiladora de alcance: muy utilizadas en la manipulación de mercancías en los puertos comerciales ya que son capaces de trabajar en espacios pequeños. En esta clasificación entran, incluso, los montacargas.

¿Deseas conocer más sobre nuestros servicios de carga y descarga y los equipos que utilizamos para esta labor? Llama a Grúas y Maniobras de Occidente. Será un placer brindarte la atención que mereces.